Un cabaret se convirtió la sala de Cabildo de la capita tlaxcalteca la tarde de este jueves, luego de que el presidente municipal, Jorge Corichi Fragoso conminara a algunos integrantes del Ayuntamiento a la ingesta de bebidas embriagantes durante la sesión.

Fueron algunos presidentes de comunidad los que llegaron con algunas copas de más y decidieron seguir la parranda y hacer del salón Miguel Hidalgo, su cantina personal con el aval del gris, Jorge Corichi.

En este festín que tenía tintes de cabaret, los enfiestados trataron de que otros los acompañaran en su festejo, sirviendo bebidas alcohólicas en botellas de coca cola para disimular, sin embargo, los ahí presentes se percataron de esto.

Mientras brindaban por el dinero que pidió Jorge Corichi para los candidatos a las delegaciones de la capital tlaxcalteca, el edil mostraba su conformidad en que el salón de Cabildo fuera utilizado como cabaret.

Ante esta situación, algunos integrantes del Cabildo lamentaron el actuar de unos presidentes de comunidad y la complicidad del edil que, en todo momento pareció disfrutar la pachanga.