El paciente de 82 años perdió la vida y la viuda pidió justicia por el error de la doctora

Una trabajadora de la salud en el país de Austria, fue imputada por haberle amputado a un paciente la pierna equivocada.

Acusada por las autoridades de la Fiscalía de la localidad, el Magistrado declaró culpable de “lesión por negligencia grave” a la imputada de 43 años, quien por su parte, clamó por la figura de “error humano”, de acuerdo a una portavoz de la instancia judicial.

Ella marcó la pierna equivocada de un paciente de 82 años antes de operarlo en Freistadt; solamente se dio cuenta de su error 2 días más tarde.

El tribunal le impuso una multa de 2 mil 700 euros y la mitad se encuentra en suspenso, sin precisar cómo fue calculada; también acordó 5 mil euros por daños y perjuicios para la viuda del paciente fallecido.

Por su parte, la cirujana denunció un fallo en la cadena de control del quirófano, pero aún puede apelar la sentencia.

La Dirección del nosocomio local, declaró en un comunicado que “fueron analizadas con precisión las causas y circunstancias de este error médico; se discutieron los procedimientos internos con el equipo del bloque operatorio, al que se le brindó una mayor formación”.