Luego de que se generara información respecto a comentarios de supuestos vecinos inconformes con el tianguis tradicional de Apetatitlán que regresó a su lugar de origen después de 345 años, el presidente municipal Ángelo Gutiérrez manifestó que no se afectó el patrimonio cultural del municipio:

“No se ha afectado el patrimonio cultural, al contrario, los vecinos respaldaron y aplaudieron esta acción, ya que previamente consensamos tianguistas, vecinos de la periferia del parque municipal y su servidor la instalación del tradicional tianguis”, dijo el alcalde de Apetatitlán.

Aseguró que su gobierno brindó todas las facilidades a los comerciantes para que se realizara en orden, limpio, organizado y seguro:

“Para la instalación de los comerciantes les pusimos en una primera etapa lonas por las inclemencias del tiempo, sin embargo, se prevé la instalación de estructuras armables y desarmables, de tal manera que esto evite generar una posible afectación a la infraestructura, consensamos con antelación los lugares de los 70 tianguistas, se les brindó seguridad y seguiremos favoreciendo las facilidades tanto a los comerciantes como a los vecinos para que sea beneficioso para todos”, dijo en entrevista el Lic. Ángelo Gutiérrez.

Los vecinos agradecieron la decisión del presidente, ya que beneficia a los adultos mayores que no podían trasladarse con facilidad donde estaba ubicado anteriormente el tianguis, a los locales que están en el centro y sobre todo a los vecinos que se ubican en la periferia del zócalo, quienes también señalaron que la instalación del tiaguis tradicional le da vida al centro de Apetatitlán.

Aseguraron que el mercado por tradición, pues tiene más de 300 años debe estar instalado en el centro de Apetatitlán y benefició a los comercios que están instalados en la demarcación, debido a que vienen personas de comunidades aledañas e incluso de Estados vecinos.

El presidente de Apetatitlán de Antonio Carvajal dijo que la afluencia de gente beneficia incluso a los comercios que están a los alrededores, ya que es un tianguis que recibe a muchas personas.