Disfrazado de supuesto luchador social, el ex titular del Órgano de Fiscalización Superior del Estado, Luciano Crispín Corona Gutiérrez, esta mañana protagonizó una manifestación en Xicohtzinco.

El supuesto objetivo fue dejar en claro que no permitirán más “actos de corrupción” y que sigue firme su proyecto de investigación contra el munícipe saliente José Isabel Badillo Jaramillo y el ex director de obras Luis Ángel Barroso (actual presidente electo).

Según los quejosos tienen pruebas de que hubo malversación de recursos en la administración que está por salir.

Aunque cabe mencionar que esta inconformidad inició por el supuesto fraude electoral fraguado el pasado 6 de junio, pero al ver que no lograron echar abajo la elección, decidieron inclinarse a la investigación de supuestos actos de corrupción.

Alrededor de 100 personas entre ellos varios niños, caminaron sobre las principales calles de la región para entregar volantes e informar sobre el avance de su lucha.