El director del Instituto de la Juventud de Chiautempan, quien al parecer responde al nombre de Pablo N., fue denunciado por personal de la actual admistración municipal de esta localidad y por integrantes del comité de recepción de la próxima administración al detectar que violenta los sellos de las oficinas que ya fueron entregadas, infringiendo el acuerdo de la comisión entrante con el Órgano de Fiscalización Superior.

El saliente funcionario chiautempense, fue señalado por entrar y salir de su ex oficina, quebrantando lo sellos que determinan la entrega de dicha área, además de que testigos aseguran haberlo visto sacar algunas cosas, que son parte del inmobiliario, las cuales ya fueron inventariadas y verificadas por la administración entrante y personal del OFS.

A pesar de los señalamientos y los cuestionamientos, quien será ex funcionario a partir del primero de septiembre , argumenta que él puede entrar y salir de sus instalaciones hasta el 31 de agosto, aún cuando firmó un acuerdo con las autoridades correspondientes para no hacer uso de las oficinas una vez que estas fueron entregadas a las autoridades entrantes.