El hombre dijo que su sólo su fe en Dios bastaba para tenerlo protegido contra el nuevo virus

Un ciudadano perdió la vida después de haber contraído el nuevo SARS-CoV-2; anteriormente se burló en redes de las inmunizaciones.

Esta persona, consideró que bastaba con la fe para estar protegido: “si no tienes fe en que Dios puede curarme con tu estúpido ventilador, entonces mantén el infierno fuera de mi habitación de UCI; aquí no hay lugar para el miedo o la falta de fe”, escribió Stephen “N” en Twitter.

Tres días después, murió en el Corona Regional Medical Center de Los Ángeles; tenía 34 años y era miembro de la mega iglesia de Hillsong. En sus últimos días, publicó fotos de sí mismo en el hospital: contó que tenía neumonía y niveles de oxígeno críticamente bajos, por lo cual lo iban a intubar.

“Por favor recen todos, quieren intubarme y conectarme a un ventilador; no sé cuándo me despertaré: por favor recen”, escribió el hombre.

Antes de enfermarse de COVID-19 afirmó que no se vacunaría, pues era suficiente su fe religiosa y confiaba más en la Biblia, que en el principal epidemiólogo de EU, Anthony Fauci.

“Tengo 99 problemas pero la vacuna no es uno”, señaló el fallecido en un tuit; Fauci apuntó que es “un problema” que “el 50 por ciento de la población no esté vacunada”