Violeta Isfel negó haber cometido una acción considerada como delito laboral con uno de sus trabajadores.

Hace tan solo unas horas se dio a conocer que la actriz Violeta Isfel estaría enfrentando una demanda por parte de uno de sus exempleados, presuntamente un chef que trabajó con ella en Isfel Burgers.

El nombre del afectado es Julio César Leos, de 40 años, quien declaró a la revista TVNotas que la actriz le exigió de manera prepotente y altanera que debía firmar su renuncia del local de comida que surgió como una alternativa a enfrentar la pandemia.

“Con una actitud muy prepotente y soberbia, cuando le comentábamos algo que no nos parecía, se molestaba y nos gritaba. Además, es muy negligente, en plena pandemia le valían las medidas sanitarias y dejaba que entrara más gente de la permitida; incluso, su esposo, Raúl Bernal, pagaba “mordidas” para evitar sanciones. Él es su mano derecha, pero lo ningunea”, expresó en la entrevista.

Violeta Isfel se defiende ante las acusaciones del supuesto chef

Sin embargo, parece que hay algo mal dentro de esta ecuación, debido a que en entrevista con el periodista de espectáculos, Violeta Isfel negó siquiera conocer a la persona que busca demandarla por despido injustificado.

“Ni siquiera conozco a este tipo, no sé quién es, ni de dónde salió. No sé por qué está malinformando al público”, expresó la actriz al periodista que pudo entrevistarla poco después de la polémica que surgió a raíz de la publicación de la revista de circulación nacional.

Violeta Isfel expresó que al parecer se trata de una extorsión por parte de esta persona que busca demandarla, pues al parecer entre ellos nunca existió una relación laboral, por lo que su equipo de abogados ya está trabajando en la contrademanda.

Esta no sería la primera ocasión en la que el medio se presta a este tipo de información que en ocasiones no está confirmada o que resulta perjudicial para las celebridades que cobran notoriedad gracias a su trabajo.

La actriz se deslinda por completo de este hombre, niega en primera instancia que trabajó para ella; por lo tanto no existieron los malos tratos y mucho menos que lo haya despedido de manera injustificada. Alega que lo único que busca es “sacarle dinero”