Al menos 150 trabajadores del Ayuntamiento capitalino, denunciaron que la presidenta municipal interina de Tlaxcala, Mildred Vergara Zavala los despidió de manera injustificada y sin haberles pagado lo correspondiente a la segunda quincena del mes de junio, además de no otorgar la liquidación que por ley corresponde.

Los agraviados manifestaron la insensibilidad e intolerancia con la que se conduce la alcaldesa interina, quien lejos de mejorar la situación que persistía con Anabell Ávalos Zempoalteca, parece que se propuso hacer todavía un peor papel que el desempeñado por la excandidata al gobierno del estado.

Reclamaron que mientras este tipo de acciones, violentan directamente los derechos laborales de ellos, Mildred Vergara parece estar más ocupada en otorgar permisos a supuestos bares que funcionan como burdeles en pleno centro de la capital tlaxcalteca.

Este tipo de permisos, aseguran que le ha permitido obtener importantes ingresos para su bolsillo, aprovechando así cada oportunidad para seguir sin trabajar como lo ha hecho toda su vida, comentaron los quejosos.

Señalaron que la alcaldesa interina, ha tenido mayor preocupación en gastarse los recursos públicos en viajes con sus amigos, que en resolver los múltiples problemas que aquejan a la ciudad más importante de la entidad.