La cadena de supermercados en Estados Unidos, anunció que confiará en sus clientes para no usar los cubrebocas dentro de las tiendas; para los empleados, será obligatorio su uso si aún no están vacunados

Con la campaña de vacunación masiva en el Gobierno entrante de Joe Biden en Estados Unidos, la economía y negocios se reactivan rápidamente, por la disminución de muertes y la estabilidad del virus en el país.

Por ello, la cadena de supermercados Walmart, anunció que ya no será requerimiento, al interior de la tienda, el uso de cubrebocas, tanto para clientes y empleados, con la única condición de que ya hayan recibido la dosis contra el virus COVID-19.

“Los clientes vacunados pueden quitarse el cubrebocas de inmediato”, anunció la compañía.

“Los trabajadores vacunados pueden dejar de usarlos a partir de este martes”, agregó en el comunicado.

Como incentivo, Walmart dijo que está ofreciendo a los trabajadores un bono de 75 dólares (mil 500 pesos mexicanos) si prueban que han sido vacunados.

Mientras que, para que los clientes puedan ingresar sin cubrebocas, harán uso de la confianza, y si contestan que ya han sido vacunados, confiarán en su palabra, por lo que piden ser honestos.

Los trabajadores, sin embargo, deberán responder “sí” a una pregunta obligatoria sobre vacunación en una evaluación de salud diaria para no usar cubrebocas, dijo la compañía en un memorando a los empleados publicado en su sitio web corporativo.

“La integridad es uno de nuestros valores fundamentales, y confiamos en que los asociados respetarán ese principio al responder”, dice el comunicado del minorista. Para obtener el bono, los trabajadores deberán mostrar su certificado de vacunación original