La joven oriunda de México quiso vivir el sueño americano y ahora tiene ingresos al día que van de los 10 mil a 16 mil pesos

Vanesa Amaro es una inmigrante que ha conseguido crear su propio sello de calidad en el ámbito de las limpieza de casas, y es que la joven está fascinada con lo que hace, y ha hecho saber al mundo entero que aunque pueda parecer un trabajo simple para algunos, cuando se hace con pasión y buena actitud los resultados pueden ser sorprendentes.

Y es que desde muy pequeña, Vanesa Amaro emigró desde su natal país, México, para instalarse en Estados Unidos y comenzar a vivir el tan anhelado “Sueño Americano”. Una vez en aquella nación, la chica buscó un empleo como limpiadora de casas y mansiones.

Vanesa Amaro comenzó aseando pequeñas casas y departamentos, y pronto se ganó la confianza de sus clientes, quienes la fueron recomendando con otras personas, gracias a las buenas referencias de la chica:

“Siempre llevo flores frescas, nuevas, hermosas y preciosas a mis clientes semanales”, se puede escuchar a la joven en uno de los videos que compartió en YouTube. Luego compartió la historia de uno de sus clientes que tiene cáncer, a quien trata de ayudar más allá de lo que estipula su contrato. Incluso, ha habido ocasiones en que la joven asea la casa de manera gratuita.

De acuerdo con Upsocl Estados Unidos, la joven llega a limpiar hasta cuatro casas o departamentos pequeños al día, y por cada uno de ellos cobra 70 dólares (1400 pesos mexicanos), con lo que llega a ganar hasta 280 dólares diarios (es decir, 5 mil 632 pesos mexicanos).

No obstante, la cifra puede incrementarse hasta 320 dólares (6 mil 437 pesos mexicanos) por limpiar mansiones y casas mucho más grandes a las del promedio. Con ello, puede llegar a embolsarse hasta 800 dólares al día (poco más de 16 mil pesos mexicanos).

En promedio, Vanesa Amaro gana 500 dólares (poco más de 10 mil pesos) por día, a veces más, a veces menos y, a veces, hasta 800 (poco más de 16 mil pesos mexicanos) por asear casas relativamente grandes que requieren mucho trabajo.

Desde consejos sobre marcas de productos para limpiar más rápido, hasta trucos para quitar el polvo, Vanessa convierte sus redes sociales en una enciclopedia de información que ha adquirido gracias a su experiencia. Empezar no es fácil para nadie, y habiéndolo pasado ella misma, decidió contribuir a quienes quieran atreverse a perseguir su mismo sueño.