Cada día que pasa, aumentan las posibilidades de que el Partido Encuentro Solidario (PES) pierda su registro en Tlaxcala.  

Esto le sumamos que su candidata fifí, Liliana Becerril Rojas, no tiene ni el mínimo interés de caminar por las calles de Tlaxcala para tener contacto directo con los ciudadanos.  

Y es que, al interior de ese instituto político, se informó que Liliana Becerril se ha negado a realizar una campaña ciudadana, pues su mayor temor es que por la concentración de personas se contagie de Covid – 19. 

Es absurdo que en plena emergencia sanitaria haya aceptado postularse por este partido, sabiendo los riesgos que corría, sobre todo porque se trata de pedir el voto de manera directa con los ciudadanos.  

Los que es un hecho es que la abanderada improvisada todo lo quiere arreglar con platicas de café. 

La actitud de la abogada ya desesperó a la poca militancia del PES, por lo que se presume que en próximos días empezarán a buscar otra alternativa para no desperdiciar su voto.