Como ya es costumbre, ciudadanos de Tlaltelulco hicieron aún lado a su presidente municipal Rubén Pluma Morales y organizaron un baile masivo, pese a la emergencia sanitaria.

Tal evento se llevó a cabo en el barrio de Tecpa Moralese el pasado 3 de mayo. El Picapiedra reconoció que como autoridad lo han sobre pasado, pues nunca extendió algún tipo de documento para la concentración masiva.

Pese a lo anterior, su ausencia en el cargo y la gran ocupación que tiene en la campaña de su hija, la diputada de oportunidad María Félix Pluma Flores, ha favorecido a los ciudadanos.

Lo que es un hecho es que la emergencia sanitaria aún sigue vigente, incluso el propio gobierno del estado ha insistido en que las medidas preventivas no se abandonen. No cabe duda que en Tlaltelulco no hay respeto al Picapiedra.