La actriz salió adelante gracias a sus personajes en telenovelas y obras de teatro, pero actualmente su principal apoyo económico es la ANDA

La actriz Cecilia Gabriela habló del complicado momento que vivió cuando se divorció del también actor se Marco Uriel; quedó en bancarrota y tuvo que sacar adelante a su hija, por lo que ella asegura que hubiera preferido que su exesposo se hubiera muerto.

En entrevista con Mara Patricia Castañeda, la actriz aseguró que su expareja abandonó a la familia que hizo con ella, y lo culpa de dejarla cargar con el peso de sus decisiones; pues fueron cuatro años en los que Marco Uriel simplemente decidió dejar de prestar atención a la actriz y a su hija, pero seguían viviendo bajo el mismo techo.

Después de un matrimonio que duró casi 20 años, Marco Uriel decidió seguir sus sueños, lejos de su familia y las deudas económicas que poco a poco fue acumulando, relató la actriz, quien aseguró que se ha recuperado sólo gracias a que está consciente de ser el único ejemplo que tiene su hija.

A pesar de que no perdona a su ex por lo que le hizo, entre lágrimas dijo que ha aceptado que nunca volverá a su vida y la familia que ella, él y su hija tenían, nunca podrá reconstruirse.

“Ya no es él, ya no es esa persona mágica y maravillosa con la que yo me casé, ya no está aquí. Me sentí más tranquila porque dije ‘ya se fue, ya lo dejé ir, ya no está dentro de mí’. Sí es él, sí sé que está vivo, y ojalá se hubiera muerto porque yo lo tendría en un nicho con flores”.

La actriz salió adelante gracias a sus personajes en telenovelas y obras de teatro, pero actualmente su principal apoyo económico es la ANDA, en donde realiza trabajo administrativo gracias a que tiene estudios en Turismo y Hotelería y es secretaria bilingüe ejecutiva