Por instrucciones de la Presidente Municipal de Tlaxco y la Dirección de Seguridad Pública, miembros de la Policía Municipal hacen labores de vigilancia en las calles del municipio y, al mismo tiempo, apoyan a la vialidad, sobre todo en la calle 16 de septiembre en su cruce con Porfirio Bonilla, uno de los tramos más complicados para los autos y los peatones.

Acciones simples que ayudan mucho a la imagen del Centro Histórico de Tlaxco, y que se vinculan a las acciones de reordenamiento del ambulantaje y del balizado de las calles.

Esta es una de las propuestas que surgieron en las Mesas de Trabajo de Seguridad y que la Presidente Municipal Josefina Alburquerque Arroyo aprobó inmediatamente.