Rubén Castro, de 27 años de edad, antes de comenzar con el tratamiento hormonal masculino, congeló sus óvulos y posteriormente se sometió a una inseminación artificial

Un joven transexual no dudó en mantener su fertilidad, para un día poder gestar su propio hijo y el momento llegó, ya que se encuentra en la semana 36 de embarazo, convirtiéndose en uno de los primeros hombres transexuales de España en estarlo.

Se trata de Rubén Castro, de 27 años de edad, quien decidió congelar sus óvulos antes de iniciar con el tratamiento hormonal masculino y tras someterse a una inseminación artificial, está a unos días de conocer a su primogénito.

Explicó también que no llevó a cabo una operación de mastectomía, para poder tener una experiencia completa y darle leche materna a su bebé.

En una entrevista que concedió a un programa local, explicó que está siendo un proceso increíble y muy bonito, aún con las dificultades que está teniendo para llevar su embarazo con total normalidad.

Señalando que quiere ser un ejemplo para todas aquellas personas, que están pasando por su misma situación ahora o en un futuro y mostrarles que es posible.

El joven como lo hace toda madre, está documentando el proceso de su embarazo para hacer visible su caso y mostrar que se puede ser padre transexual.

No obstante, confesó que se enfrentará a grandes problemas para poder dar a luz su bebé y ser un padre como otro cualquiera, ya que no hay nada que regule legalmente que hay una persona escrita en el registro civil en masculino y que lleve a cabo dicho proceso.

“He tenido que pasar por un comité ético para que decidieran si yo podría acceder al área de reproducción asistida cuando esto lo contempla una ley que tenemos en Madrid desde el 2016”, se quejó.

Otro problema con el que se enfrenta casi a diario, es al tema de burocracia y que empeorará cuando nazca su bebé.

“Hay muchísimo desconocimiento y no hay nada que legisle que no sea una madre, sino que sea un padre quien haya dado a luz a su bebé, entonces se plantean muchos retos como, por ejemplo, el registro civil”, explicó Castro.

Como cualquier madre, dijo que cuando nazca su hijo tendrá que registrarlo y como su documentación legal ya cambió tendría que constar como padre.

Finalmente, Rubén refirió que aún no sabe que sucederá, por lo que sólo queda esperar a que de a luz a su hijo y conocer los problemas con los que se enfrentará a la hora de inscribir al bebé y de notificar que él es su padre y no su madre