Venezuela está pasando por una nueva ola de contagios del virus, incluso Caracas y 2 estados cercanos serían sometidos a un cerco sanitario para evitar la propagación

El Presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, ofreció petróleo a cambio de vacunas contra el COVID-19, en el momento justo en el que el país atraviesa por una nueva ola de contagios, así como de sanciones financieras por parte de Estados Unidos.

“Venezuela tiene los barcos petroleros, tiene los clientes, para que nos compren el petróleo y dedicaría una parte de su producción para garantizar todas las vacunas que necesita Venezuela”, expresó el mandatario.

El pasado 14 de marzo, el funcionario dio a conocer que Caracas y 2 estados vecinos, estarían bajo un cerco sanitario, buscando frenar la propagación del virus, lo que conllevaría declarar emergencia y la ampliación de la capacidad de los hospitales.

Agregó que las autoridades venezolanas no pueden permitir que el COVID-19 avance, por lo que deberán estar varios pasos adelante con respecto a la capacidad hospitalaria de cuidados intensivos, tratamientos, medicamentos, entre otras cosas, afirmando que la clave es romper las cadenas de contagio.

Finalmente, a inicios del mes Maduro había dado a conocer que las autoridades de sanidad del país, detectaron una variante brasileña del virus, mencionado que se encontraban haciendo la evaluación del alcance de las personas contagiadas