Todo parece indicar que un grupo de presuntos anarquistas y agremiados al Movimiento Social por la Tierra (MST) de Tlaxcala, protagonizaron una pelea generada por dinero.
Y es que ambos grupos anteponiendo el pretexto de manifestarse por inconformidades contra el gobierno federal, levantan plumas y solicitan cooperación voluntaria de los automovilistas. Este pudo haber sido la causa del enfrentamiento.

Los hechos se registraron en las inmediaciones de la caseta de cobro de San Martín Texmelucan, en la autopista Arco Norte, a la altura del municipio de Ixtacuixtla, que dejó como saldo al menos cinco personas lesionadas.

En el lugar integrantes del MST reclamaban el olvido presupuestal del campo en este y en el próximo año; por su parte, también arribaron supuestos trabajadores de ferias de Puebla y el Estado de México, quienes buscaban botear entre los automovilistas.

La tensión generada entre la cincuentena de personas ahí, concentradas se derivó después en insultos y luego en golpes que generaron un caos entre los automovilistas y transportistas que tenían la necesidad de cruzar por ese peaje.

Sin embargo, de acuerdo con el líder estatal del MST, Diego Lira Carrasco, un grupo de campesinos pernoctó de martes a miércoles cerca de esa caseta para continuar con su manifestación y solicitud de apoyo al pueblo, ante las necesidades del sector rural, cuando fueron sorprendidos por los anarquistas que querían tomar control de la zona.