El presidente municipal de Panotla, Eymard Grande Rodríguez mejor conocido como el “alcalde cachondo”, estalló en ira luego de que diera a conocer su lujosa vida que lleva desde que arribó al poder como producto del arrastre político, así como de los despidos injustificados que comenzó a realizar contra quienes no cumplieron con sus caprichos de afiliar a 30 personas para el Partido de la Revolución Democrática (PRD).

Enfurecido el también conocido como  “may” inició una “cacería de brujas” para saber de dónde ha salido la información que se ha vertido a través de las redes sociales y de algunos medios de comunicación, al grado de que supuestamente ya ha habido amenazas a personal del Ayuntamiento, por lo que el personal se encuentra atemorizado por las acciones que pueda emprender uno de los integrantes más destacados de la Red Joven.

“Tenemos temor de las represalias que puedan emprender el presidente porque después de lo que ha salido está muy molesto, de por sí se enojó porque no se cumplió con la meta de afiliación al PRD y ahora que salió lo de su novia colombiana está más insoportable e incluso quienes trabajamos con él desde la fallida campaña de 2013, tenemos miedo de que nos pueda despedir como ya lo hizo con algunos que fueron nuestros compañeros”, dijeron trabajadores del Ayuntamiento.

Ante esta situación, pidieron a los diputados que recapaciten y dejen de apoyar a un delincuente que se robó más de 9 millones de pesos, “sabemos que los diputados recibieron su lana para aprobar su Cuenta Pública de Eymard pero ahora les pedimos que recapaciten y no dejen que este ladrón siga saqueando Panotla, si tienen un poco de dignidad diputados hagan algo al respecto”, argumentó personal de la presidencia municipal.