Después de realizar recorridos por la presa Mariano Matamoros del municipio de Ixtacuixtla, el titular de protección civil municipal, Pablo Saavedra Pulido, informó que se mantiene estable el nivel del agua y no representa algún riesgo de desbordamiento que pueda afectar a la población.

Explicó que el monitoreo se hace constantemente para que no rebase el 90 por ciento de su capacidad, como medida preventiva para salvaguardar la integridad de la población.

“Los monitoreos se realizan por la mañana y por la tarde y, dependiendo de la intensidad de lluvia, se llega a monitorear durante la noche, además de que actualmente con las lluvias de los pasados días, el aumento del nivel del agua es muy poco y no ha llegado a los vertederos, por lo que no representa un riesgo”, dijo.

Aseguró que tienen comunicación con la Coordinación Estatal de Protección Civil y con la Comisión Nacional del Agua, para que, en caso de una emergencia, se pueda actuar de inmediato para desfogar de manera controlada el agua y evitar alguna contingencia.

Saavedra Pulido, refirió que frente a la temporada de lluvias, el objetivo es que todas las autoridades, desde el nivel municipal como estatal, colaboren de manera oportuna para mejorar los resultados que arroje en el transcurso de este periodo.

Comentó que la presa de Ixtacuixtla tiene suficiente capacidad para recibir las lluvias y, hasta el momento, no existe algún riesgo pues la presa está a tres cuartos de su capacidad.