Opinión

Días de Furia – Al olvido

Martes, Septiembre 27, 2022
Leer más de Héctor A. Villalba
.
Días de Furia – Al olvido

De risa el comportamiento de la líder sindical Blanca Águila, porque durante muchos años ha vivido a costa de sus compañeros del sindicato y los jugosos salarios que ha tenido como servidora pública. Pero en este 2022 se superó a sí misma, en septiembre de este año se convirtió en la activista y defensora de derechos humanos que hace falta para que todo funcione bien en el país.

la también diputada priísta, denunció una serie de anomalías en el sector que ha saqueado durante muchos años, el sector salud. Y es que como sabía que su proveedor favorito y de confianza se iría, armó un plan bien detallado para tratar de conseguir legitimidad entre la base y los ciudadanos.

Sigilosamente, pidió a miembros de su sindicato adscritos a los almacenes y cocinas que al inicio de septiembre evitaran recibir medicamentos e insumos para la comida, toda vez que su plan consistía en denunciar desabasto de medicamentos y comida echada a perder, nada tonta. Incluso hizo circular vídeos de comida en estado de descomposición presumiendo que se trataba de hospitales públicos. 

Pero de la noche a la mañana la hoy activista, Blanca Águila calló. No se escucha más que haya un desabasto considerable o que los alimentos estén echados a perder, lo curioso de todo esto es que quienes se quejaron y manifestaron fueron los sindicalizados, pero nunca los pacientes y sus familias.

La priísta tenía un capital político considerable, que le permitió gozar del poder durante muchos años, sin embargo, ella misma dilapidó su propio capital al ser la única beneficiaria de prebendas y canonjías al amparo del poder. No sólo mintió, se metió con la salud de los tlaxcaltecas porque con tal de recuperar a su proveedor dejó a muchos hospitales, clínicas y centros de salud sin personal, pues no que muy activista…

Vistas: 120

Loadind...