Un nuevo intento de linchamiento se registró anoche en el barrio de Calnahuac perteneciente al municipio de Tlaltelulco, cuando dos jóvenes fueron golpeados y quemados por los vecinos que lograron detenerlos antes de que supuestamente cometieran un robo.

La policía municipal de Tlalteulco fue incapaz de contener la ira de los habitantes y fue necesaria la presencia de elementos estatales y de otros municipios para rescatar a los jóvenes que fueron retenidos.

El alcalde Rubén Pluma Morales no dio la cara y sólo envió a los policías a intervenir en el intento de linchamiento registrado anoche. Se dice que el par de sujetos habría sido sorprendido robando en un domicilio, por lo que al ser detenidos fueron severamente golpeados frente a una escuela primaria.

La molestia de los habitantes por la inseguridad y los contantes robos era tal que intentaron quemar a los presuntos ladrones, acción que llevaron a cabo parcialmente pese a que en el lugar ya se encontraban elementos policiacos.

Los jóvenes golpeados y con quemaduras fueron entregados a las autoridades, quienes de inmediato dieron la atención médica.

Hasta este momento se desconoce si los vecinos o la persona afectada por el robo presentó la denuncia correspondiente.