Desde la inminente llegada del nuevo coronavirus al estado de Tlaxcala, la pandemia poca importancia se le ha tomado al interior del ayuntamiento de Apetatitlán, pues hay funcionarios que han acaecido víctimas del Covid – 19, según información que hicieron llegar a este medio. 

El primero en perecer fue el director de Agua Potable, Arnaldo Guillermo Flores López, a esta lista ya se sumó el titular de protección civil Ezequiel Romano Santizo y una secretaria del sistema DIF, Rosa Rodríguez. 

Tal parece que el presidente amoroso Eloy Reyes Juárez está más preocupado por apuntalar la estructura política que respaldará sus aspiraciones para buscar una curul en el Congreso del Estado en lugar de atender esta situación.

Al contrario, el presidente está contribuyendo a sepultar las intenciones de llegar a la presidencia municipal del ex funcionario municipal Azaín Ávalos.

Y es que supuestamente y de acuerdo a información disponible, se informó que el alcalde amoroso se hizo el sordo para apoyar con los medicamentos para los enfermos de Covid de la administración, incluso la desesperación obligó a los empleados a recolectar apoyos para ayudar a quienes están enfermos.