A través de las redes sociales lugareños de Santa Ana Chiautempan denunciaron que la plaga del gusano descortezador es un pretexto para que saqueen madera de la montaña, sin que las autoridades hagan algo. 

El perfil de Facebook de David de la Rosa posteó, “Supongamos que todos estos árboles que están talando estuvieran enfermos. Por qué no convocan a la población en general que ocupa leña para que vaya por ellos, eso nunca será posible porque si tú vas y te detienen, vas preso y allí ni quien te saque a menos que pagues tu fianza”.

Algunos consideran que el saqueó dentro de poco tiempo causarán daños irreversibles a la naturaleza, por lo que piden la intervención de las autoridades federales y de la Coordinación General de Ecología. 

Cabe agregar que también la tala de árboles de ocote y encinos para la elaboración de carbón es una de las principales prácticas que las familias que viven en la zona perimetral realizan para subsistir.