El Senado de la República aprobó en lo general los artículos no reservados del dictamen que expide la Ley Federal para la Regulación del Cannabis, la cual regulará el cultivo, producción, distribución, venta y su consumo para uso lúdico, además de ayudar a disminuir índices de violencia, expuso la Senadora Ana Lilia Rivera Rivera.

En tribuna del Senado resaltó que el proyecto tiene por objeto la regulación del uso de cannabis y sus derivados bajo el enfoque de salud pública, derechos humanos y desarrollo sostenible en aras de mejorar las condiciones de vida de las personas en toda su cadena de producción, explotación en el potencial de esta planta.

“La regulación no es un sinónimo de una liberación absoluta del uso de la planta y sus derivados o del mercado que las provea, sino de normar determinados actos que implican su uso exclusivo para determinados fines con parámetros de control e intervención del estado mediante reglas y estándares internacionales”, indicó.

Explicó que el proyecto contribuye a solucionar el problema de violencia e inseguridad vinculada al narcotráfico que vive el país, como lo establece el actual Plan Nacional de Desarrollo, donde se reconoce que en materia de estupefacientes la estrategia prohibicionista ya es insostenible.

Dijo que integrantes de Morena festejan la pluralidad y la democracia con la que se dio lugar al proceso de dictaminación de esta Ley, ya que la presente legislatura abrió un parlamento abierto y posteriormente un amplio ejercicio deliberativo entre todas las fuerzas parlamentarias a fin de construir este proyecto legislativo a la altura de la trascendencia nacional.