La "Super Delegada" del Gobierno Federal, Lorena Cuéllar Cisneros, sigue siendo maltratada por algunos funcionarios del gobierno de López Obrador.