*

Miércoles, 19 de Diciembre de 2018     |     Tlaxcala.
Suscríbete


Opinión



Aquí Xicohténcatl… Relevo histórico

Viernes, Noviembre 30, 2018 - 11:25
 
 
   

Este sábado, si algo extraordinario no llegara a ocurrir, los tlaxcaltecas al igual que los habitantes del resto del país seremos testigos del inicio de una nueva página gloriosa de nuestra historia.

 

Iniciará la Cuarta Transformación, Andrés Manuel López Obrador con el apoyo de sus aliados tlaxcaltecas y de toda la nación llegará puntual a su cita con la historia, con el destino.

Corona una lucha incansable desde que cupularmente en el PRI y  PRD se decidiera el destino de México, AMLO organizó movimientos de lo que consideraba fraudes e imposiciones oficiales

El movimiento encabezado por López Obrador comenzó varios años antes con el Éxodo por la Democracia, una procesión desde Tabasco a la Ciudad de México

A principios de 1996, y aún con la sospecha de fraude en las últimas dos elecciones por la gubernatura de Tabasco, la lucha campesina y obrera, encabezada por Andrés Manuel López Obrador, llega a un punto cumbre con la toma de pozos petroleros.

Las protestas, que incluían plantones, cierres carreteros y marchas, iniciaron en enero de ese año, bajo el argumento del daño ambiental que sufrían los campesinos y el despojo de las tierras.

Pero también enarbolaban otras banderas, como las sospecha de fraude en las elecciones de 1994, en las que Obrador —entonces del PRD— había resultado perdedor frente al priista, Roberto Madrazo.

El movimiento encabezado por López Obrador comenzó varios años antes con el Éxodo por la Democracia, una procesión desde Tabasco a la Ciudad de México, en la que Obrador —como dirigente estatal del PRD—, alegaba fraude en las elecciones estatales de 1991.

Tras siete semanas de marcha, el Éxodo culminó en enero de 1992 con un mitin en el Zócalo y una negociación con el entonces secretario de Gobernación, Fernando Gutiérrez Barrios, en la que se acordó anular los resultados en varios municipios tabasqueños, pero también precipitó, un par de semanas después, la renuncia del gobernador, Salvador Neme.

La protesta incrementó el capital político de López Obrador, quien dejó la dirigencia estatal del PRD, y le alcanzó para ser abanderado perredista a la gubernatura del estado en 1994, misma que perdió y acusó rebase de los topes de campaña por 237 millones de pesos por parte de Madrazo.

Con ese antecedente, comenzó otra procesión, llamada Caravana por la Democracia, en contra de Madrazo. Esta vez no logró la anulación de los comicios, pero su movimiento ganó fuerza y él notoriedad en la política nacional.

Para febrero de 1996, comienza la toma de un promedio de 60 pozos petroleros al día en los municipios tabasqueños de Cárdenas y Nacajuca, en la que la paraestatal Petróleos Mexicanos (Pemex) estimaba pérdidas por 5.4 millones de pesos diarios.

La toma de los pozos duró 12 días, pues el 7 de febrero de ese año comenzaron operativos federales y estatales para liberarlos, aunque no sin resistencia de los manifestantes, lo que provocó enfrentamientos en los que, incluso, López Obrador resultó lesionado.

“Mantengamos la calma, pido algo el día que fuimos agredidos, pero éste es el camino”, dijo.

Las movilizaciones finalizaron con la detención de un centenar de simpatizantes.

El conflicto se zanjó con una Mesa de Coyuntura con la Segob y los inconformes. Dos meses después, López Obrador se encaminara hacia la dirigencia nacional del PRD, partido del que fue uno de los fundadores.

Y así ocurrieron las luchas, las giras por estados ys sus municipios, la meta ha sido alcanzada y a fuerza de votos finalmente López Obrador logró sacar al PRI de Los Pinos.

Llega en momentos infaustos para México, diariamente ocurren balaceras, muertes violentas, gente descuartizada cuya sangre corre por las calles, son miles de muertos, desaparecidos.

Las mafias y los carteles crecen, se fortalecen y transforman como es el caso del saqueo de los recursos petroleros, donde narcos y asaltantes ya le entraron al negocio del “huachicol”.

El resultado es una ola de violencia que no parece tener fin, el reto es mayúsculo para el futuro Presidente de los mexicanos, sin embargo a diferencia de otros ex mandatarios, tiene proyecto de nación, de seguridad, de generación de empleo.

Son tiempos de unir, de colaborar, de participar, si se toma en cuenta que si a Andrés Manuel López Obrador le va bien, nos va bien a todos y si le va mal, también nos va mal a todos.

TLAXCALA LISTA PARA EL CAMBIO

Luego de que Tlaxcala fuera reconocida como aliada de Tlaxcala, AMLO agradeció a los tlaxcaltecas su apoyo durante tres elecciones, “la tercera fue la vencida”.

En Tlaxcala dio varias primicias de lo que viene, adelantó sus programas sociales desde la óptica de una democracia participativa para mejorar a los que menos tienen. “no puede haber gobierno rico y pueblo pobre”.

Aquí anunció la descentralización de las dependencias federales, una de las primera será la Secretaría de Cultura, sabedor de la herencia, las tradiciones y costumbres de los tlaxcaltecas.

Viene el jalón de riendas, sin duda habrá damnificados, esos que durante años han vivido pegados a la ubre del gobierno federal que se han llevado los presupuestos para beneficio personal.

Lo curioso que es esta vida, quien diría que el primero de julio los electores le darían la espalda a sus partidos el PAN, PRI o PRD, incluso mucha de la gente que va a perder su trabajo, también votó por el cambio.

Ojalá y sea para bien.

Una señal de cambio la dio el gobernador Marco Mena, quien convocó a los 60 munícipes de la entidad a una reunión de trabajo, donde los delegados del próximo Gobierno Federal presentaron la estrategia de seguridad que propone el Presidente Electo, Andrés Manuel López Obrador.

Durante el encuentro, el Gobernador Mena refrendó el compromiso de la Administración Estatal de trabajar coordinadamente con las instancias federales para que el planteamiento del Presidente Electo sea eficaz y funcione.

Marco Mena aseguró que la manera en la cual se va a abordar el problema de seguridad supone una estrecha coordinación y comunicación entre los tres órdenes de gobierno, al tiempo de destacar que el estado mantendrá la disposición y colaboración con el próximo Gobierno Federal.

Marco Mena enfatizó que la seguridad es uno de los temas de mayor importancia para la población y los gobiernos, porque permite atraer más inversiones que generan empleo y mejores condiciones para la gente.

Ante presidentes municipales y funcionarios federales y estatales, Marco Mena señaló que respecto al planteamiento por parte del próximo Gobierno Federal de crear la Guardia Nacional, Tlaxcala se mantendrá atenta para sumarse al trabajo coordinado con este nuevo cuerpo de seguridad.

“Vamos a estar muy pendientes de las etapas de creación de esta Guardia Nacional, y a la manera en la cual se despliegan sus trabajaos para que como Estado, nos sumemos al trabajo conjunto”, enfatizó.

En su mensaje, el Gobernador Marco Mena dio a conocer que a partir del 1 de diciembre, la modalidad en términos de composición y frecuencia de reuniones del Grupo de Coordinación de Seguridad cambiará, ya que se planeta que las reuniones sean diarias y la información que se recabe se enviará a la oficina del Presidente de la República.

Además, se establecerán tres coordinaciones regionales, donde se trabajará con instancias de seguridad de los municipios de la entidad.

EL CONGRESO ES FOCO ROJO

Dentro de esta vorágine de preparativos, llama la atención el grito de alerta del presidente estatal del Partido Acción Nacional (PAN) en Tlaxcala, Carlos Carreón Mejía, calificó como una tomada de pelo la promesa de austeridad del Movimiento de Regeneración Nacional (MORENA) en el Congreso del Estado.

Esto, derivado de que se duplicará el presupuesto de “ayudas sociales”, alcanzando una cifra superior a los 80 millones de pesos, que serán repartidos entre los 25 diputados locales.

Carreón Mejía expresó que MORENA ha demostrado en diferentes momentos una doble moral.

Explicó que en reiteradas ocasiones el discurso de austeridad va por un lado y los hechos por otro.

Refirió que la falta de seriedad y la mentira, son dos factores con los que aparentemente el grupo parlamentario de MORENA en la cámara de diputados local, se conducirá durante los tres años de su gestión como diputados locales.

“En campaña e incluso al inicio de la legislatura anunciaban (los diputados de MORENA) con bombo y platillo, que a su llegada las cosas serían distintas y que habría un recorte presupuestal -incluso a su dieta- como parte de la farsa que llamaron austeridad republicana.

Su actuar resulta una tomada de pelo para los tlaxcaltecas, no sólo van a ganar más de 100 mil pesos como diputados, sino que se repartirán más de 80 millones para ayudas personales, es una burla” arremetió el líder panista.

Carlos Carreón lamentó que el presupuesto para gestión de los diputados haya pasado de 41 MDP a más de 80 MDP para este año, lo que significa un incremento preocupante, derivado de que esos recursos muchas veces gozan de opacidad.

“Es un insulto para los tlaxcaltecas que los legisladores de la austeridad republicana vayan a ganar solo 3 mil pesos menos que el Presidente de la República.

Su trabajo para nada es comparable al del Ejecutivo federal, por lo que deberían reconsiderar la dieta que van a percibir, aunada a los más de 80 MDP que se asignaron para gestión” lamentó Carreón Mejía.

En el mismo sentido hizo un llamada al Grupo Parlamentario de MORENA para dejar de lado “el mayoriteo” del que tanto se quejaron como oposición, y que ahora lo han tomado como bandera, emulando a los más obscuros tiempos del PRI de 1970… ¿ESA SERÁ PARTE DE LA TRANSFORMACIÓN?


Más allá de quién resulte ganador del proceso interno del PAN para encabezar la dirigencia del partido en Tlaxcala, la división será la constante y la peor enemiga del futuro representante de ese instituto político, ya que las descalificaciones y la guerra sucia que ha prevalecido durante el proceso de campaña impedirán que haya reconciliación y unidad entre los grupos que al parecer su intención es destruirse para nunca convertirse en una oposición fuerte y organizada.

Encuesta