*

Lunes, 21 de Septiembre de 2020     |     Tlaxcala.
Suscríbete


Opinión



Aquí Xicohténcatl… Gana terreno la insuficiencia renal crónica

Viernes, Octubre 19, 2018 - 10:54
 
 
   

Uno de los males de los tiempos que vivimos es que cada día aumentan irremediablemente los niveles de contaminación, con o sin plantas de tratamiento, las aguas residuales de municipios y empresas se filtran a los niveles freáticos profundos.

 

Ojala y que solamente fuera agua contaminada, pero arrastra al subsuelo niveles insospechados de metales pesados, de esos que el cuerpo humano no puede desechar.

Ocurre que estas corrientes subterráneas van a dar directamente a los pozos, tanto artesanales en las casas, como en los pozos profundos que surten a municipios y sus comunidades.

Hasta ahora nadie ha podido ubicar esta contaminación con metales pesados que cada día ingiere la población, sobre todo en donde no hay recurso para adquirir agua embotellada, ahí se toma directo de la llave.

Lo malo es que el único tratamiento que se aplica en los sistemas de distribución en los municipios es la aplicación del cloro, pero esa medida no basta para limpiar el agua de los metales pesados que al ser ingeridos alteran las células.

Los efectos son desconocidos, pero sin duda devastadores, cáncer que aparece de momento, sin causa justificada aparente y lo peor es la aparición de la insuficiencia renal crónica.

No hay remedio, es una enfermedad letal, ahora se registra incluso entre la población infantil, en ocasiones varios integrantes de una familia presentan diferentes grados del padecimiento y ni pensar en acceder a un trasplante.

En tanto es creciente el número de tlaxcaltecas, de todas las edades a quien les es diagnosticada esta falla de los riñones que significa en la mayoría de los casos una sentencia de muerte.

El Instituto de Ciencias del Mar y Limnología de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) alertó sobre la presencia de 18 elementos en metales pesados del agua de Tlaxcala, que sobrepasan valores permisibles por instancias internacionales.

De acuerdo al investigador de la UNAM, David Alberto Salas de León, los municipios de Apizaco y Huamantla son los que concentran la mayor cantidad de metales pesados en el agua, que en determinadas cantidades son nocivos para la salud.

En el año 2012, los municipios de Apizaco, Tlaxcala y Huamantla, registraron el mayor número de casos de insuficiencia renal crónica.

El especialista, David Alberto Salas de León destacó que los casos de insuficiencia renal en Tlaxcala se atienden ya en hospitales y no de manera preventiva.

Además, el estudio presentado por el Instituto de Ciencias del Mar arrojó que más de 50 por ciento de los hogares encuestados y muestreados, registraban por lo menos un caso de insuficiencia renal crónica.

Más del 10 por ciento registró casos de leucemia o cáncer. En tanto que 70 por ciento de las muestras, escuchó de un caso de pacientes de insuficiencia renal en sus lugares de origen.

El instituto dependiente de la máxima casa de estudios en el país, tomó un total de 42 muestras en 28 municipios del estado. También se tomaron muestras de cuatro marcas comerciales, entre ellas, Ciel, San Martín, Electropura, Santorini y Aguafiel, que arrojaron niveles permisibles.

Cabe señalar que en el estudio se observó además que Tlaxcala ocupó el tercer lugar en mortalidad por insuficiencia renal en el año 2009, tan sólo por debajo de Puebla y el Distrito Federal.

Al dar a conocerlos resultados de la campaña, la ahora diputada federal, Lorena Cuéllar Cisneros reveló que la Dirección General de Información en Salud, perteneciente a la Secretaría de Salud federal, destaca que Tlaxcala ocupó el tercer lugar en mortalidad por Insuficiencia Renal Crónica en el año 2009.

En esa medición tan sólo por debajo del Estado de Puebla y el Distrito Federal. Si tomamos en consideración el número de habitantes de cada una de las entidades federativas antes mencionadas, Tlaxcala ocuparía el primer lugar por cada 1000 habitantes.

Debido al creciente número de enfermos con insuficiencia renal crónica en la entidad, la legisladora realizó la campaña de prevención de la Enfermedad Renal, consistió en la aplicación de pruebas de orina mediante una tira reactiva que mide la cantidad de proteína que el riñón elimina (Microalbuminuria).

El objetivo de aplicar estas pruebas era detectar a tiempo el padecimiento de insuficiencia renal o alguna falla renal para así prolongar o controlar a tiempo evitando su progresión a estadios más avanzados y reducir la necesidad de  emplear tratamiento de hemodiálisis y/o trasplante.

La Campaña realizó un total de 1000 pruebas, repartidas en 5 jornadas a lo largo de 10 municipios del estado en Santa María Texcalac, Zitlaltepec, Ixtenco                           Tenancingo, Lázaro Cárdenas, La Magdalena Tlatelulco, Emiliano Zapata                     Tepetitla, Hueyotlipan y Tepeyanco

Para reforzar las investigaciones que se han realizado a través de pruebas al agua que circula en el estado de Tlaxcala para descartar que la prevalencia de metales pesados esté siendo un factor determinante en el aumento de la enfermedad.

Cuéllar Cisneros recomendó que es necesario llevar a cabo estudios adicionales y en ese sentido esta campaña resulta por demás valiosa para conocer el estado que guarda la salud renal de la población tlaxcalteca.

“Los resultados obtenidos nos muestran una incidencia mayor a la esperada de acuerdo a los grupos de edad, pudiendo concluir que la población está enfermando más y en edades más tempranas con relación a otros estados del país”, recalcó.

Lamentablemente este y otros intentos por atender las enfermedades renales en Tlaxcala solo han sido abordadas en tiempos electorales, ganen o pierdan quienes han tomado esta enfermedad como bandera dejan abandonados a su suerte a los enfermos.

Lorena Cuéllar pregona que como coordinadora de los delegados federales de AMLO, una vez que entre en funciones habrá de actuar para evitar que este tipo de enfermedades aumenten exponencialmente como acontece, pese a todas las promesas.

Es la hora en que no se cuenta con un padrón confiable, pasan los días, los meses, los años y sin duda cada día muere un tlaxcalteca por esa terrible enfermedad.

Hay que ver si con el relevo en el gobierno federal ocurre ese milagro que tanto anhelan las familias y los propios enfermos, que si bien son atendidos en sus diferentes grados del padecimiento, ya es la hora en que se deben de adoptar medidas preventivas y correctivas… ELLOS TIENEN LA PALABRA.

 


Más allá de quién resulte ganador del proceso interno del PAN para encabezar la dirigencia del partido en Tlaxcala, la división será la constante y la peor enemiga del futuro representante de ese instituto político, ya que las descalificaciones y la guerra sucia que ha prevalecido durante el proceso de campaña impedirán que haya reconciliación y unidad entre los grupos que al parecer su intención es destruirse para nunca convertirse en una oposición fuerte y organizada.

Encuesta