*

Miércoles, 20 de Septiembre de 2017     |     Tlaxcala.
Suscríbete


Opinión



Tiempo de Disminuir el "financiamiento" a Partidos Políticos

Domingo, Septiembre 3, 2017 - 19:21
 
 
   

El pueblo ya no debe seguir pagando, como hasta ahora, la existencia de partidos políticos. Es tiempo de analizar la viabilidad de reducir el gasto público que el Estado destina a las fuerzas electorales del país.

 

Los impuestos que cada uno de nosotros pagamos deben ser invertidos en otros aspectos y no como hasta ahora se ha hecho, entre esto, para pagar la burocracia que tiene cada uno de los distintos partidos políticos.

Por ejemplo, el próximo año los partidos políticos no sólo recibirán la cifra histórica de 6 mil 778 millones de pesos que les aprobó el Instituto Nacional Electoral (INE), sino que el gasto a las fuerzas electorales será casi el doble.

De acuerdo con la Ley General de Partidos Políticos, éstos, además de recibir financiamiento público federal también reciben una importante suma de cada uno de los estados, por ello, aplicando dicho mandato y su respectiva fórmula, lo que realmente tendrán para gastar en 2018 todas las fuerzas electorales será de 11 mil 904 millones de pesos.

El presupuesto aprobado por el INE los partidos políticos para la elección federal de 2018 suman los 6 mil 778 millones de pesos de los cuales 4 mil 200 millones son para el gasto ordinario de éstos y 2 mil 100 millones para gasto de campaña. Pero solo en el rubro federal.

El mismo INE reconoció que se trata del presupuesto “más alto de la historia” para elecciones, aunque dijo que todo se debe a la fórmula de cálculo establecida en la Ley General de Partidos Políticos, con la que para obtener el gasto ordinario se multiplica el 65 por ciento de la Unidad de Medida y Actualización (UMA) —que desde enero de 2016 sustituyó al salario mínimo— por el número de ciudadanos inscritos en el padrón electoral.

De ese monto, se entrega un 50 por ciento adicional si hay elección presidencial, o 30 por ciento más si sólo hay elecciones legislativas.

 Sin embargo, desde 2014, con la aprobación de la Reforma Política, esta misma fórmula aplica en los estados del país, por lo que el dinero que recibirán los partidos políticos aumenta hasta 44 por ciento considerando los recursos que tendrán para gasto ordinario y para gasto de campaña en los estados con comicios locales.

Usando la fórmula de la Ley General de Partidos Políticos,  el gasto ordinario que tendrán los partidos políticos en cada entidad en 2018, según el padrón electoral local vigente; además del gasto de campaña que se añade en los estados con elecciones a gobernador o legislativas suman en total más de 5 mil 130 millones adicionales.

El próximo año habrá elecciones para gobernador en los estados de Chiapas, Guanajuato, Jalisco, Morelos, Puebla, Tabasco, Veracruz y Yucatán, los partidos políticos de estas entidades suman otro 50 por ciento de gasto sólo para campañas políticas; pero además hay una veintena de partidos estatales con 30 por ciento más recursos por tener comicios legislativos y que en esa caso está Tlaxcala, que además vivirá la renovación de su Congreso estatal y debe mantener dos partidos con registro local.

El monto total es exagerado y de ello, los partidos políticos son los que deben tener conciencia y por ello, se deberían abocar revisar y discutir las a menos 10 iniciativas de reforma constitucional que existen en el ámbito federal para reducir el gasto a partidos y destinar éste, a mejorar las condiciones de la sociedad con infraestructura, becas escolares, en fin, necesidades hay muchas que no deberían esperar solo porque se debe mantener la burocracia electoral.


Al reportar sólo daños materiales, medios de comunicación nacionales y autoridades federales se han olvidado de Tlaxcala, por lo que sólo se centran en Morelos, Puebla y la Ciudad de México. El gobernador Marco Mena deberá hacer un levantamiento serio de los daños registrados para lograr recursos del Fonden que permitan recuperar los inmuebles dañados.

Encuesta